Las claves del plan para crear empleo que han presentado los empresarios

Los directivos de las 18 mayores empresas españolas (representadas por el Consejo Empresarial para la Competitividad, CEC) se reunieron el 3 de noviembre para presentar un Plan que podría disminuir la tasa de desempleo al 11% en 2018, si se dieran las condiciones necesarias.

España 2018 es el título que recoge las expectativas de los empresarios sobre la creación de 2,3 millones de empleos hasta 2018, en base a una reforma económica e institucional.

Las medidas clave que propone el plan para crear empleo y sus resultados previstos son las siguientes:

  • Combatir la economía sumergida, muy presente en las críticas ciudadanas últimamente. Según la Fundación de Estados Financieros (FEF), la economía sumergida en España se sitúa entre el 18,6% y el 20% del PIB, lo que supone…¡200.000 millones de euros! La recaudación aproximada que realizaría España se sitúa entre 18.000 y 20.000 millones de euros anuales. Llevando a cabo eficazmente estas propuestas, podrían surgir 827.000 empleos sumergidos.
  • Aumentar el tamaño de las empresas españolas con el fin de mejorar su productividad, competitividad, y así apuesten por la internacionalización. Según el Consejo, para conseguirlo se requiere la aplicación efectiva de la ley del mercado único, mayor flexibilidad laboral, agilidad burocrática e incentivos fiscales. Aumentando el tamaño y la productividad de las empresas se generarían 400.000 empleos, y la internacionalización de las mismas supondría 700.000 empleos nuevos.
  • Realizar un ajuste fiscal adicional de 30.000 millones de euros, principalmente por el lado del gasto. Ello implicaría reforzar la recaudación vía impuestos indirectos, como el IVA.
  • Reestructuración del Sector Público y la Administración: ahorro de 17.500 millones de €.
  • Potenciación de la reforma del sistema de pensiones.
  • Plan de privatizaciones: ingresos de 35.000 millones de € anuales.
  • Educación: mejorar el nivel educativo de Educación Infantil y Primaria (supondría la generación de 200.000 empleos), refuerzo del control de las becas que se conceden a los estudiantes e introducir la competencia entre los centros educativos.
  • Medidas en Energía para asegurar una política energética sostenible: incentivos fiscales para las empresas y atracción de inversiones para la actividad exploratoria (fracking del gas) supondrían 100.000 nuevos empleos.
  • Potenciación del desarrollo digital y de la I+D: 130.000 empleos.
  • El crecimiento económico del país, según las previsiones, crearía 600.000 empleos aproximadamente.

Nosotros proponemos una reflexión:

Las condiciones del empleo creado, ¿garantizarían un nivel adquisitivo de los trabajadores en acorde con el nivel de precios de la economía y el ajuste de impuestos? ¿Cómo se aseguraría la no precariedad de los puestos de trabajo?

Te animamos a participar: ¿Crees que mediante estas medidas se conseguiría una mejora real del nivel de empleo en España, o en cambio aumentarían los puestos de trabajo con condiciones precarias?

¡Cuéntanoslo!

 

 

Fuente: http://economia.elpais.com/economia/2014/11/03/actualidad/1415017143_456671.html